11 mar. 2011

Tsunami en Japón. La Arquitectura del planeta



La superficie de nuestro planeta o  litosfera, formada por placas tectónicas, es una inmensa masa de tierra, que va a la deriva porque se sitúa sobre un mar de corrientes de convección. Estas placas, que viajan a la deriva, navegan como un barco sin aparente control. Sin control las placas chocan o se separan creando fallas y montañas, eso que los científicos llaman accidentes geográficos. La palabra es del todo acertada. Un accidente es un suceso imprevisible que altera el orden natural de las cosas.

Las placas Norteamericana y la del Pacífico tienden a chocar frente a las costas japonesas. Cuando el movimiento de las placas es de separación, los límites de las mismas (los científicos los llaman límites divergentes) dejan un hueco o vacio. En el caso del choque entre placas (límites convergentes) se producen fricciones con acumulación de tensiones. El vacio en un caso o el choque de placas en otro, provoca un sismo, una auténtica convulsión oceánica que transforma la energía derivada, en un tsunami de proporciones catastróficas, que como en este caso ha arrasado la costa japonesa frente al Pacífico.

Estamos absolutamente sobrecogidos por el desastre natural que ha sucedido en Japón. Cuando la naturaleza decide construir un nuevo paisaje, no hay obstáculo que la pare. Los terrícolas llevamos años arrasando las selvas, las costas y muchos otros ecosistemas con total impunidad. Cada cierto tiempo el planeta parece responder a nuestra destrucción construyendo, provocando un nuevo accidente, para hacernos saber lo insignificantes que somos.

Hoy miles de familias, como las nuestras, lloran con dolor la pérdida de seres queridos. Un afectuoso recuerdo para todas ellas y para el planeta.




1 comentario:

  1. Muy duro para la gente que le ha tocado vivir todo este drama . Detras de cada imagen hay una tragedia que nosotros observamos a traves de una pantalla y en la comodidad de nuestro hogar .

    ResponderEliminar